Cultura y Valores

Desde su creación, VEIASA ha trabajado conforme a un modelo de gestión basado en la calidad y orientado a la plena satisfacción del cliente. Su objetivo prioritario es avanzar hacia la excelencia en los sectores en los que presta servicio a través del impulso a la innovación, la generación de valor añadido y el fomento de políticas socialmente responsables como principales directrices integradoras de una gestión empresarial moderna y competitiva. La empresa participa diariamente en el proceso de modernización del tejido empresarial andaluz, a través de la implantación de proyectos innovadores que afectan tanto a los procesos como a los servicios que presta y cuyo fin último es satisfacer las expectativas de los andaluces. VEIASA es una empresa con clara vocación de servicio a la sociedad, orientada al cliente, moderna, innovadora, flexible, transparente, rentable y solvente.

Para ello, sigue los siguientes principios de actuación y valores compartidos:

  1. Establecer un proyecto de empresa basado en un modelo de gestión profesionalizado, estable y alejado de cualquier interés ajeno a la misma, de forma que quede garantizado el cumplimiento del servicio público de calidad encomendado.
  2. Obtener una rentabilidad global que garantice un nivel de solvencia y competitividad adecuado.
  3. Alcanzar y consolidar una posición de liderazgo y referencia en su zona de actuación.
  4. Mantener una presencia cercana y con espíritu de servicio al territorio de implantación.
  5. Fomentar y auspiciar en la propia empresa y en su entorno aspectos como la adquisición de cualificaciones y la mejora de la seguridad y la salud laboral.
  6. Mantener una actitud permanente de innovación y desarrollo que posibilite, mediante la tecnología adecuada, ser referentes en el servicio que presta.
  7. Perseguir la mejora progresiva y continua de la calidad de los procesos, servicios y relaciones.
  8. Alcanzar un modelo de desarrollo basado en el respeto al medio ambiente.
  9. Impulsar un modelo de relaciones laborales en el ámbito de la propia empresa basado en la equidad, respeto y dignidad de sus trabajadores, así como en el principio de igualdad de oportunidades y en el diálogo social.
  10. Practicar una cultura de motivación basada en la formación e información continuas, el desarrollo profesional y la adecuación a los puestos de trabajo.

Todo ello, asentado en unos sólidos valores estratégicos (honradez, profesionalidad, austeridad, tolerancia, diálogo, involucración), esenciales (respeto a la legislación, responsabilidad, imparcialidad, integridad, lealtad, transparencia) y personales y profesionales (respeto, eficiencia, ética en la gestión y en las relaciones, igualdad, calidad, participación, desarrollo personal y profesional).

Clasificación de páginas: